Fusion

Cuando Donald Trump lanzó su campaña presidencial decidió referirse a los inmigrantes mexicanos como “criminales, narcotraficantes, [y] violadores”.

Advertisement

“Tenemos unos bad hombres aquí y los vamos a sacar”, Trump dijo en su último debate con Hillary Clinton.

Ahora como presidente, Trump ha reiterado esa narrativa. Asegura que está deportando a los “bad hombres”.

Advertisement

“Mientras hablo, estamos expulsando a los pandilleros, narcotraficantes, y criminales que amenazan a nuestras comunidades y se aprovechan de nuestros ciudadanos. Los malos están saliendo mientras hablo esta noche como prometí”, Trump dijo en su discurso ante el Congreso a principios de este mes.

Las estadísticas indican que las declaraciones de la administración Trump no son muy validas. En la primera redada que se llevó a cabo bajo esta administración el mes pasado, casi el 75% de los aproximadamente 680 inmigrantes detenidos eran culpables de un delito. La administración no dio más detalles sobre el resto de los detenidos.

“Trump nos usa como la razón para la aplicación de sus políticas sucias”, dijo Odilon Sanchez Duran, quien estuvo en Estados Unidos 20 años antes de regresar a México para visitar a sus padres enfermos. Sanchez Duran fue deportado este mes cuando intentó entrar a Estados Unidos de nuevo.

Sponsored

“Quizás un día [Trump] entenderá lo que está haciendo con estas leyes y lo lamenterá”, me dijo en entrevista desde Tijuana.

La Casa Blanca no respondió a una solicitud de Fusion para más información.

Advertisement

El ex Presidente Barack Obama también dijo que su administración iba dar prioridad a las deportaciones de los inmigrantes que habían cometido delitos violentos. En 2015, el Servicio de Inmigración y Control de Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés) deportó a 235,413 individuos. Entre los que fueron deportados, 59% habían sido declarados culpables de algún delito, según las cifras de la agencia gubernamental. Sin embargo, 41% de los que fueron deportados se les califica como “no criminales con violaciones de inmigración”. Esto indica que 96,519 inmigrantes sin antecedentes criminales fueron deportados en 2015.

Las deportaciones de ICE
ICE

“Nunca había tenido problemas con la policía, tanto en México como Estados Unidos”, me dijo un hombre que se identificó como Lencho.

Lencho, quien tiene 42 años de edad, ahora se encuentra en un albergue para inmigrantes en México. Iba camino al trabajo en Taft, California cuando agentes de inmigración lo detuvieron. Vivió en Estados Unidos 17 años cosechando verduras en el Valle de San Joaquín — la región más productiva del mundo en lo que se refiere al cultivo agropecuario

Advertisement

Lencho, quien no dio su nombre completo para mantener su anonimidad, me dijo que fue arrestado en febrero y deportado a México tan solo un día después de su detención.

“Ya que te agarran, no puedes traer nada contigo. La misma manera que te agarran, es como te vas”, dijo Lencho.